Soy el personaje de una novela que saldrá a la venta en septiembre. Hasta entonces viviré un rato aquí.

lunes, 25 de febrero de 2008

Confesión de lectura compulsiva (con los pies)

No hay quien me pare. Yo leo con los pies. Todo me entra y no me sube. Baja hasta el fondo de mí (los pies) y ahí se sedimenta. Otro libro forma otro estrato, y al final parece que estoy llena. Pero como muestro en la ilustración es imposible que lo esté. La cuestión es: ¿Pero ésta se entera de algo?

No hay comentarios: