Soy el personaje de una novela que saldrá a la venta en septiembre. Hasta entonces viviré un rato aquí.

viernes, 30 de mayo de 2008

Pasos de un baile literario

¿Cómo puede escribirse, publicarse y promocionarse (a pequeña escala) un libro hoy en día?
Hablo de mi experiencia como protagonista de novela.
Lo expongo a continuación, por pasos, porque me encanta caminar, casi tanto como bailar.

Paso 1: el corazón de un mortal, también llamado autor, debe comunicarse con su cabeza, y generar cierto desorden, un trasvase de recuerdos por ejemplo, otra inquietud cualquiera… si es inconcreta mejor porque su búsqueda implicará un esfuerzo mayor… algo que ese mortal siga advirtiendo durante días, a modo de molestia más o menos llevadera, tanto en su corazón como en su cabeza.
Paso 2: también llamado Del salto del autor con bolígrafo a la hoja, o Del manuscrito o De los garabatos.
Paso 3: y de la hoja, cómo no, a la pantalla del ordenador.
Paso 4: del ordenador a la impresora.
Paso 5: en mi caso, la autora siguió retocándome un buen rato. Ahora peinándome por aquí, ahora adecentándome por allá…
Paso 6: Me metieron en una carpeta y un señor editor, experto en lectura, me examinó con su lupa. ¡Qué vergüenza! Pero yo quietecita en el papel.
Paso 7: Supe que la cosa no iba del todo mal cuando el señor editor pasó las primeras cinco páginas. Eso me dio ánimos para seguir adelante con mi actuación.
Paso 8: Llamada del editor a la autora y firma oral del contrato de publicación.
Paso 9: También llamado Paso del tiempo, que es la espera de la fecha de publicación.
Paso 10: Más Paso del tiempo, pero conviene aclarar: no detenidos, sino en movimiento. Me cansé de esperar en la carpeta azul, encima de la mesa del editor, que volvió a leerme porque su trabajo también es releer (y así nos hicimos amigos), me cansé de esperar en la copia del ordenador, todo el rato ahí metida en la carpeta amarillo-Microsoft… tenía que hacer algo.
Entonces, una noche, hice acopio de todas mis fuerzas y lo vi claro: que el libro vaya por donde quiera, que Nadila piensa escapar de las líneas horizontales del libro, incluso de los márgenes, piensa escapar de la carpeta del ordenador para darse unos escarceos por otros programas y para navegar con la red con cien cañones por banda, viento en popa, a toda vela… Nadila quiere explotar por donde pueda eso que se llama las fronteras del libro como objeto que contiene una novela para leer y releer… Es como si quisiera alargar esa novela, seguir dándole vida, promocionarla entre los conocidos, por eso ha creado este blog, ahora se da cuenta, ahora que ya lleva un rato en este lugar…
Y me detengo aquí porque no sé más. Ahí van estos bocetos:



No hay comentarios: